Publique en esta revista
Información de la revista
Vol. 68. Núm. 4.
Páginas 317-414 (Abril 2008)
Compartir
Compartir
Descargar PDF
Más opciones de artículo
Vol. 68. Núm. 4.
Páginas 317-414 (Abril 2008)
Cartas al Editor
DOI: 10.1157/13117723
Acceso a texto completo
Dermatofítides faciales
Visitas
11100
B. Monteagudo Sáncheza,
Autor para correspondencia
benims@hotmail.com

Dr. B. Monteagudo Sánchez. Complejo Hospitalario Arquitecto Marcide-Novoa Santos. Estrada San Pedro-Catabois, s/n. 15405 Ferrol. La Coruña. España
, E. León Muiñosb, M. Cabanillas Gonzáleza, A.I. Novo Rodríguezc, P. Ordóñez Barrosad
a Servicio de Dermatología. Centro de Salud de Cedeira. España
b Servicio de Pediatría. Centro de Salud de Cedeira. España
c Servicio de Pediatra. Centro de Salud de Cedeira. España
d Servicio de Microbiología. Complejo Hospitalario Arquitecto Marcide-Novoa Santos. Ferrol. España
Este artículo ha recibido
11100
Visitas
Información del artículo
Texto completo
Bibliografía
Descargar PDF
Estadísticas
Figuras (1)
Texto completo

Sr. Editor:

Los términos dermatofitosis y tinea o tiña sirven para definir la infección de los tejidos queratinizados (piel, pelo y uñas) por un grupo de hongos denominados dermatofitos1,2. No debe confundirse con un cuadro infradiagnosticado llamado dermatofítides o reacción “ide”, que consiste en una erupción cutánea a distancia, no parasitada, producida por una reacción de hipersensibilidad frente a una infección fúngica primaria por dermatofitos3–5.

Presentamos el caso de una paciente afectada de tinea en el pabellón auricular derecho que desarrolló, durante la infección, dermatofítides en ambas mejillas que simulaban un síndrome de Gianotti-Crosti. Es importante conocer esta entidad para evitar tratamientos innecesarios, y para diferenciarla de otras dermatosis como dermatitis atópica, urticaria, sobreinfección bacteriana, dermatitis de contacto, diseminación de la infección micótica y muchas otras enfermedades cutáneas a las que puede imitar5.

Niña de 3 años de edad sin antecedentes personales de interés es remitida por su pediatra para estudio de una lesión pruriginosa en la oreja derecha de 1 mes de evolución, tratada con emolientes 2 veces al día sin mejoría. En la última semana se asoció una erupción cutánea algo pruriginosa que afectaba a ambas mejillas.

En la exploración física se observaron placas circinadas eritemato-descamativas localizadas en pabellón auricular izquierdo, párpado superior del ojo izquierdo y dorso de tercer dedo de mano derecha; también se apreciaron múltiples pápulas eritematosas dispuestas en ambas mejillas (fig. 1). El resto de la exploración cutánea y de los anejos cutáneos fue compatible con la normalidad.

Figura 1.

Tinea faciei en zonas preauricular y auricular derechas asociada a dermatofítides en mejillas.

(0,06MB).

Se recogieron escamas de la oreja derecha, el examen en fresco con tinción de calcoflúor mostró escasas hifas y en el cultivo se aisló Trichophyton mentagrophytes. Tanto el examen en fresco como el cultivo de la muestra de mejilla derecha resultaron negativos.

Al reinterrogar a los padres sobre el posible contacto de la niña con animales, recordaron que un familiar cercano propietario de una granja de conejos había sido tratado un mes antes por tinea corporis. Se estableció el diagnóstico de tinea faciei en la oreja derecha y párpado superior de ojo izquierdo, y tinea corporis en el dorso del tercer dedo de la mano derecha con dermatofítides en mejillas similares a un síndrome de Gianotti-Crosti. Se pautó una aplicación diaria con flutrimazol al 1 % en crema y ducha diaria con sertaconazol en gel. Remitieron todas las lesiones cutáneas en menos de 1 mes.

Las dermatofítides requieren tres criterios para su diagnóstico: a) infección por dermatofitos confirmada, generalmente una forma inflamatoria; b) erupción a distancia de elementos no infecciosos, es decir, a diferencia de la lesión primaria, el examen directo y el cultivo son negativos, y c) desaparición espontánea de las dermatofítides tras la curación de la lesión fúngica primaria. Además, las pruebas cutáneas son positivas a la tricofitina (cultivo preparado a partir de cultivos de dermatofitos). Por lo general, esta prueba raras veces se realiza en la práctica cotidiana3,4.

Se observa en menos del 5 % de los pacientes con dermatofitosis. Sucede con mayor frecuencia en el curso de infecciones muy inflamatorias como querion de Celso, causado por Trichophyton verrucosum o tinea pedis ampollosa, causada sobre todo por la variante zoofílica de Trichophyton mentagrophytes o Epidermophyton floccosum, que suelen presentar cuadros más inflamatorios que Trichophyton rubrum4,5. Estas lesiones se pueden presentar ya al inicio de la infección o poco después. En ocasiones, las lesiones a distancia se desencadenan con el inicio de un tratamiento efectivo para la dermatofitosis, lo que no debe interpretarse como una reacción medicamentosa adversa ni debe suspenderse el tratamiento4.

La clínica es muy variada, puede aparecer de forma localizada o generalizada6,7: a) dermatofítides liquenoides, pápulas foliculares de pequeño tamaño, acuminadas que se agrupan de forma simétrica en el tronco, zona lateral del cuello y, con menor frecuencia, en la cara; a menudo, coexisten con un querion de Celso5; b) dermatofítides dishidrosiformes, vesículas en caras laterales de dedos y palma de manos, muchas veces asociadas a tinea pedis muy inflamatoria4,5,8, y c) otros patrones reactivos, mucho más raros y de dudoso significado, son eritema nudoso, reacción de tipo erisipela (especialmente en la región pretibial acompañado una tinea pedis interdigital), eritema anular centrífugo, eritema exudativo multiforme, lesiones eczematosas que simulan pitiriasis rosada u otitis crónica externa9, psoriasis6, eritrodermia o urticaria10. Es importante el diagnóstico diferencial de una dermatofítide con cuadros cutáneos similares originados por una infección bacteriana.

Aunque el mecanismo preciso se desconoce, estas reacciones se asocian con una respuesta de hipersensibilidad retardada a la prueba de tricofitina.

Si la reacción “ide” es muy intensa (diseminada o gran inflamación) puede requerir el uso de corticoides tópicos o sistémicos para minimizar los síntomas.

BIBLIOGRAFÍA
[1.]
C. Rubio Flórez, M.A. Martín Díaz, I. Prats Caelles, R. De Lucas Laguna.
Tinea mannum inflamatoria.
An Pediatr (Barc), 61 (2004), pp. 345-346
[2.]
B. Monteagudo, M Pereiro Jr, C. Peteiro, J. Toribio.
Tinea capitis en el área sanitaria de Santiago de Compostela.
Actas Dermosifiliogr, 94 (2003), pp. 598-602
[3.]
K. Al Aboud, K. Al Hawsawi, A. Alfadley.
Tinea incognito on the hand causing a facial dermatophytid reaction.
Acta Derm Venereol, 83 (2003), pp. 59
[4.]
C. Romano, P. Rubegni, A. Ghilardi, M. Fimiani.
A case of bullous tinea pedis with dermatophytid reaction caused by Trichophyton violaceum.
[5.]
T. Kaaman, J. Torssander.
Dermatophytid. A misdiagnosed entity?.
Acta Derm Venereol, 63 (1983), pp. 404-408
[6.]
C. Gianni, R. Betti, C. Crosti.
Psoriasiform id reaction in Tinea corporis.
Mycoses, 39 (1996), pp. 307-308
[7.]
M.E. Iglesias, A. Espana, M.A. Idoate, E. Quintanilla.
Generalized skin reaction following tinea pedis (dermatophytids).
J Dermatol, 21 (1994), pp. 31-34
[8.]
N.K. Veien, T. Hattel, G. Laurberg.
Plantar Trichophyton rubrum infections may cause dermatophytids on the hands.
Acta Derm Venereol, 74 (1994), pp. 403-404
[9.]
R.F. Busch.
Dermatophytid reaction and chronic otitis externa.
Otolaryngol Head Neck Surg, 118 (1998), pp. 420
[10.]
J. Méndez, A. Sánchez, J.C. Martínez.
Urticaria associated with dermatophytosis.
Allergol Inmunopathol, 30 (2002), pp. 344-345
Copyright © 2008. Asociación Española de Pediatría
Idiomas
Anales de Pediatría

Suscríbase a la newsletter

Opciones de artículo
Herramientas
es en

¿Es usted profesional sanitario apto para prescribir o dispensar medicamentos?

Are you a health professional able to prescribe or dispense drugs?

es en
Política de cookies Cookies policy
Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información aquí. To improve our services and products, we use "cookies" (own or third parties authorized) to show advertising related to client preferences through the analyses of navigation customer behavior. Continuing navigation will be considered as acceptance of this use. You can change the settings or obtain more information by clicking here.